Arval aconseja a los operadores de flotas que se preparen para un futuro eléctrico casi inminente

La empresa líder en alquiler de vehículos y soluciones de movilidad Arval publica un libro blanco sobre el futuro del vehículo eléctrico en el que se explican los factores clave que están acelerando la transición y las razones que aconsejan incluir eléctricos en una flota, además de las regulaciones y cómo seleccionar el sistema de propulsión óptimo.

Arval apoya a sus clientes en la transición energética de sus flotas y, dentro de su compromiso para ofrecerles un asesoramiento integral que les ayude alcanzar los objetivos de sostenibilidad y racionalizar el uso de su flota, has lanzado el libro blanco ‘El rápido avance hacia los vehículos eléctricos’ desde el área de Arval Consulting, especializada en apoyar y aconsejar a los clientes en este proceso.

El objetivo de este libro es proporcionar una actualización del cambiante paisaje de la automoción. Junto con una panorámica de los principales sistemas de propulsión, sus avances y casos de uso que se analizan de manera individual, este documento incluye los factores que están acelerando la transición hacia los vehículos electrificados, la estrategia de Arval a la hora de seleccionar el sistema de propulsión óptimo, diez razones para introducir vehículos eléctricos de batería en las flotas y recomendaciones sobre cómo llevar a cabo con éxito esta transición.

En 2018, los motores de combustión interna puros todavía representaban el 95% de las matriculaciones de turismos en Europa. Durante los próximos 5 años esta cifra evolucionará y los vehículos electrificados supondrán casi la mitad del mercado en 2025 y crecerán hasta alcanzar el 70% en 2030. 

“Como uno de los actores protagonistas de la nueva movilidad, Arval tiene un importante papel que jugar en la reducción de las emisiones y en ayudar a nuestros clientes a realizar su transición energética. Pero además, consideramos los vehículos eléctricos como una opción real de uso por su coste total de propiedad y satisfacción del empleado”, ha declarado Eduardo Lahoz, responsable de Arval Consulting. 

Factores que aceleran la transición eléctrica

1. Reglamento europeo. Las regulaciones europeas están obligando a los fabricantes a realizar fuertes inversiones en energías más sostenibles. Desde 2020, todos los fabricantes que no cumplan con los objetivos de reducción de emisiones se enfrentan a graves sanciones.

2. Incremento de costes de los vehículos ICE. El coste de la nueva regulación impulsa al alza el coste de los vehículos ICE, mientras que la reducción en los costes de las baterías y la creciente oferta de atractivos modelos de vehículos eléctricos está haciendo que la electrificación sea una mejor opción. Cómo efecto inmediato se prevé que el número total de vehículos híbridos enchufables, eléctricos de batería y en menor medida, de pila de combustible o hidrógeno, aumente de los cien modelos actuales hasta 214 en 2021 y a 325 en 2025.

3. Aumento de la autonomía de los vehículos eléctricos. La reducción de la ansiedad por autonomía a medida que crece significativamente la infraestructura de carga, junto con el hecho de que muchos vehículos eléctricos ya cuentan con una autonomía real que supera los 300 km y, en algunos casos, incluso más de 500 km. Cuando esto se combina con zonas públicas de recarga, y con soluciones de coche compartido, los usuarios pueden planificar y recorrer distancias más largas cuando así lo necesiten.

4. Reputación del diésel. Los problemas de reputación del diésel, que se extienden a todos los vehículos de combustión interna, no van a desaparecer y va a seguir aumentando la demanda de eléctricos. Continuará la introducción de zonas de bajas emisiones en las ciudades, en algunos casos con prohibiciones totales para los diésel e incluso todos los ICE. Se prevé que estas restricciones se implementen en zonas específicas de algunas ciudades a partir de 2025.

5. Medidas fiscales. Las medidas fiscales para incentivar las ventas de vehículos electrificados están presentes en 24 de los 28 estados miembros de la UE. Aunque sólo 12 estados miembros de la UE ofrecen el pago de bonificaciones o primas a la adquisición, la mayoría de los países concede reducciones o exenciones fiscales para los vehículos eléctricos.

Diez razones para incluir vehículos eléctricos en su flota

Todavía existen muchas percepciones erróneas acerca de los vehículos eléctricos de batería, y en este libro blanco se detallan las diez razones por las que una empresa debería considerar el inicio de la transición a los BEV en su flota, por supuesto, de manera progresiva.

1. Los eléctricos constituyen una opción más ecológica. 

2. Los eléctricos ofrecen una amplia gama de modelos. 

3. Los eléctricos pueden ser utilizados por conductores que realizan kilometrajes elevados. 

4. Los eléctricos cuentan con unos valores TCO (Coste Total de la Propiedad) competitivos.

5. Los eléctricos ofrecen una experiencia de conducción más agradable.

6. Un amplio ecosistema, los BEV como unidad de almacenamiento.

7. La introducción de vehículos eléctricos de batería eficientes.

8. Acceso futuro garantizado a zonas de emisiones ultra bajas y a ciudades con restricciones.

9. Los eléctricos presentan una mayor conectividad.

10. Los eléctricos son vanguardistas y responsables.

Comentarios desactivados en Arval aconseja a los operadores de flotas que se preparen para un futuro eléctrico casi inminente

Catalogado como Noticias

Comments are closed.