El restyling del Mini Cabrio se presenta en el Salón de Detroit

El Salón de Detroit es el escenario elegido por Mini para presentar la renovación del Cabrio, su variante más llamativa estéticamente. Con cambios ligeros en su exterior, la mayoría de las novedades las tenemos en el interior y en la llegada del cambio Steptronic de 7 velocidades.

La renovación del Mini Cabrio es la primera gran novedad que presenta la marca del Grupo BMW en el recién estrenado año 2018. Con motivo del Salón de Detroit vamos a conocer un restyling en el que la variante más llamativa de la gama ofrece un nuevo diseño en sus faros y nuevas llantas. No son muchos más los cambios que veremos en su carrocería, escondiendo los más importantes tanto en su interior como en el apartado mecánico.

Si nos fijamos en el habitáculo, aparece un nuevo volante multifunción de tres radios, que se ve acompañado por una espectacular pantalla a color de 6,5 pulgadas. Además, tendremos acceso a una serie de opciones de personalización de esas que siempre gustan, tales como la moldura que queda en el lado del copiloto, que se puede cambiar fácilmente y que viene con iluminación propia. Ésta es una de las piezas que forma parte del pack opcional Mini Yours Customised, que pone a nuestra disposición una serie de accesorios especiales, entre los que encontramos molduras decorativas para la carrocería, diferentes LED como los de cortesía al abrir las puertas, intermitentes adicionales y, en definitiva, distintas opciones para hacer que nuestra unidad del Mini Cabrio sea casi única.

La otra gran novedad del nuevo Mini Cabrio la encontramos en el apartado mecánico, donde ahora tendremos la oportunidad de disfrutar del buen hacer del cambio automático Steptronic de siete velocidades. Éste estará disponible como opción, ya que de serie se incorpora la caja de cambios manual de seis marchas, que permanece inalterada.

Los motores que ofrecerá el nuevo Mini Cabrio son seis, cuatro de ellos de gasolina y otros dos diésel. Los primeros parten del Mini One, con sus 102 CV de potencia. Por encima se sitúan los Mini Cooper y Cooper S, que desarrollan 136 y 192 CV respectivamente. Y, por último, está la versión John Cooper Works, que asegura emociones fuertes con sus 231 CV. En el caso de los propulsores de gasóleo, tenemos el de 116 CV como versión de acceso y el de 170 como el más potente.

Dejar un comentario

Catalogado como Noticias

Deja un comentario