El todoterreno de Aston Martin se llama DBX, un SUV con alma de coche deportivo

El DBX es el primer SUV de Aston Martin cuyas prestaciones son de coche deportivo. En su construcción utiliza aluminio laminado, logrando una estructura muy ligera e increíblemente rígida y un peso total en vacío de 2.245 kilos. Lleva el motor V8 de 4 litros y doble turbocompresor del Vantage, y una potencia de 550 CV y 700 NM de par. En Alemania el precio es 193.500 euros.

Durante su presentación, realizada en Pekín, Andy Palmer, presidente y CEO de Aston Martin Lagonda, se mostró orgulloso de este nuevo modelo: «No puedo decir lo increíblemente emocionante e importante que es DBX para Aston Martin. Sólo a través de su desarrollo, este hermoso SUV ya ha llevado a la compañía a nuevos territorios y en direcciones realmente inspiradoras. Este es un verdadero hito para esta gran marca británica y prometo que el DBX recompensará a todos los que lo disfruten en su vida diaria», aseguró Palmer.

Motor V8 de 550 CV

El DBX empezó a fraguarse en 2015, con pruebas físicas en Gales el año pasado. La base del DBX, que se construirá en las instalaciones de la marca en St Athan, Gales, es una nueva plataforma dedicada a los SUV’s. Ello ha permitido a todos los departamentos de Aston Martin innovar y superar los límites de lo que el diseño y la ingeniería británicos pueden crear, dando como resultado un producto que promete ser extraordinario. Su diseño permitir el máximo espacio en la cabina tanto para los pasajeros delanteros como traseros.

Presenta suspensión neumática adaptable de triple volumen, con amortiguadores electrónicos adaptables. Así, la altura de la suspensión neumática puede aumentar en 45 mm o bajarla en 50 mm, pudiendo afrontar una gran cantidad de terrenos. El eARC, con una capacidad de 1.400 Nm de fuerza antideslizante por eje, puede limitar el balanceo de la carrocería del DBX para una conducción mucho más parecida a la de un coche deportivo que a la de un SUV, pero con el máximo confort en el transporte de hasta cinco ocupantes con su respectivo equipaje.

El motor es una nueva versión del característico V8 de 4 litros y doble turbocompresor que se encuentra en el DB11 y en el Vantage, ofreciendo en el DBX una potencia de 550 CV y 700 NM de par. Con el carácter sonoro característico Aston Martin, el sistema de escape activo garantiza que este sea un SUV de lujo que puede sonar elegante en un instante y estimulante en el siguiente. Por otra parte, el V8 turboalimentado tiene desactivación de cilindro para mejorar el consumo, pero también puede propulsar al DBX de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos y a una velocidad máxima de 291 km/h.

Tanta potencia se transmite a las ruedas con una caja de cambios automática con convertidor de par de nueve velocidades, unida a un sistema de tracción a las cuatro ruedas con diferenciales activos con un embrague diferencial central activo y un embrague limitador de patinaje trasero electrónico (eDiff).

El primer modelo de cinco plazas de Aston Martin no sólo es extremadamente polifacético por todo tipo de terrenos, sino que también es extremadamente adaptable los distintos estilos de vida y a las necesidades de los propietarios, tanto hombres como mujeres.

Con 632 litros de maletero y asientos traseros plegables con separación 40:20:40, el SUV posee toda la capacidad de carga de este tipo de modelos con un espacio interior líder en su clase. El espacio de carga es de diseño limpio, con un umbral de carga estrecho y una abertura ancha que aumenta su funcionalidad.

Accesorios opcionales muy originales

El DBX incluye todos los sistemas de seguridad activa disponibles, ofreciéndose muchos paquetes de accesorios opcionales. Por ejemplo, el paquete ‘Pet’ incluirá, entre otras cosas, una lavadora portátil para ayudar a atender las necesidades de un perro manchado de barro después de un paseo. Por otro lado, otro de los paquetes que ofrece es el paquete ‘Sky’ que proporcionará calentadores de botas para hacer la primera bajada del día un poco más agradable.

El lujoso interior está hecho a mano y ha sido diseñado para proporcionar el mejor espacio y confort, ya sea sentado en la parte delantera o trasera del coche. Dispone de una gran altura libre al techo y espacio para las piernas que se combinan con un techo panorámico de cristal completo y un cristal de puerta sin marco, logrando un luminoso y espacioso habitáculo. Los asientos delanteros son deportivos, proporcionando al conductor un apoyo excepcional y un confort de conducción a larga distancia.

Los pequeños toques están presentes en el diseño interior, como los reposabrazos centrales separados, el diseño de la guantera y la posición ergonómica de los sistemas de control de llaves del coche, han sido elegidos cuidadosamente por las aportaciones del Consejo Asesor Femenino de la marca. La orientación de asesores externos ha sido clave para el éxito del diseño general del DBX.

Los asientos están tapizados en piel de flor. Una primicia en la industria, tanto el techo como la persiana eléctrica están disponibles en acabado Alcantara. En toda la cabina, DBX mantiene la pureza de los materiales, con el uso sensato de metal, vidrio y madera en toda la cabina. Otro punto culminante del diseño es la elegante consola central puenteada, que permite tanto un almacenamiento flexible en la parte inferior como un hermoso centro de mesa arquitectónico.

Una gama actual de exquisitas maderas, materiales compuestos y chapas de metal garantizan que la cabina se pueda adaptar a todo tipo de gustos. Esto incluye una gama de materiales innovadores y una primicia en la industria de un tejido hecho con un 80% de pura lana. Un nuevo compuesto de lino, derivado de la misma planta que el lino fino, también ofrece una alternativa a la fibra de carbono y un diseño estético único.

La pantalla TFT de 10,25″ se coloca elegantemente a ras en la consola central, mientras que una enorme pantalla TFT de 12,3″ proporciona una gran cantidad de información al conductor. Apple CarPlay viene de serie, al igual que un sistema de cámara de 360 grados y luz ambiental que ofrece 64 colores diferentes en las dos zonas.

Los primeros 500 propietarios se beneficiarán del “Paquete 1913” 

El exterior del DBX mantiene la personalidad y ADN de los coches deportivos de Aston Martin. Desde la parrilla de la firma ‘DB’ en la parte delantera, pasando por los lados esculpidos y la línea de características de diseño, hasta el portón trasero con una tapa que se inspira en Vantage, se trata de un Aston Martin desde el primer vistazo. Los personales detalles como los sellos laterales de vidrio ocultos en las puertas sin marco y los acabados de los pilares B de vidrio añaden una gran elegancia a la silueta. Los alféizares seccionados también ayudan a estrechar la escalinata necesaria para entrar en la elegante cabina, a la vez que reducen el riesgo de arruinar un vestido o traje fino al llegar a una cena de gala.

La aerodinámica del DBX ha sido muy estudiada. En la parte delantera del coche, los faros diurnos (DRL) tienen un conducto aerodinámico integrado, que canaliza el aire a través de los arcos de las ruedas delanteras y a lo largo de los laterales, lo que ayuda a reducir la resistencia, a la vez que refrigera los frenos. El aire fluye limpiamente sobre el techo, a través del alerón trasero, sobre la ventana trasera y sobre la aleta trasera. El diseño aerodinámico también ha jugado un papel clave en el confort de los pasajeros, manteniendo el ruido de la cabina al mínimo a una gran velocidad.

Con el DBX, Aston Martin quiere aumentar el volumen de ventas de la marca en todo el mundo. Con su sistema de tracción en las cuatro ruedas, el SUV permitirá a la compañía aumentar su presencia en lugares donde tal vez el clima o el terreno no sean propicios para los coches deportivos de tracción trasera. También es un automóvil pensado para aquellos clientes que prefieren ser llevados en lugar de ser conductores.

Los primeros 500 propietarios de este modelo se beneficiarán de un exclusivo «Paquete 1913». Equipado con una insignia única de defensa, placas de umbral y otra que detalla su construcción de serie limitada, cada uno de estos primeros modelos será respaldado personalmente e inspeccionado por Andy Palmer. Además, cada cliente recibirá un libro de instrucciones único firmado por el director Creativo de Aston Martin, Marek Reichman, y una invitación a un cóctel de celebración del Waldorf Astoria, organizado por un miembro del equipo ejecutivo de Aston Martin Lagonda.

Sin PVP aún en España, el precio de venta recomendado es de 193.500 euros en Alemania, 158.000 libras en el Reino Unido y 189.900 dólares en EEUU, países donde el DBX ya está a la venta, si bien las primeras entregas están programadas para el segundo trimestre de 2020.

Comentarios desactivados en El todoterreno de Aston Martin se llama DBX, un SUV con alma de coche deportivo

Catalogado como Noticias

Comments are closed.