Ford S-Max Concept: Con médico a bordo

Ford S-Max (frontal)

El prototipo Ford S-Max Concept, que reproduce casi fielmente cómo será el monovolumen de producción, incluye tecnologías que miden las pulsaciones del conductor y permiten conocer el nivel de glucosa de los pasajeros traseros. Casi como un médico a bordo.

El próximo Ford S-Max a la venta se desarrollará a partir de este prototipo, que se dará a conocer en el Salón del Automóvil de Fráncfort (Alemania). Incluye tecnologías que miden las pulsaciones y detectan fallos cardiacos del conductor, y permiten conocer el nivel de glucosa de los pasajeros traseros. Por su parte, el motor es un gasolina EcoBoost (inyección directa y turboalimentado) de 1,5 litros de cilindrada cuya potencia no se ha desvelado.

Ford S-Max (trasera)

En el interior, que puede albergar hasta siete plazas, se encuentra una pantalla central que, dependiendo de la posición en que se mire, se visualiza un contenido u otro (esta tecnología ya se emplea en el Range Rover). El S-Max Concept también está dotado de la nueva generación del sistema SYNC, que permite acceder a Internet.

Ford S-Max (interior)

Los sistemas de seguridad incluidos, además de los anteriormente comentados, son un detector de peatones con frenada automática en caso de impacto y alerta de vehículos al salir marcha atrás de un aparcamiento en batería. Además, hay un asistente de aparcamiento automático que, además de actuar en la dirección, también lo hace sobre el acelerador y el freno.

Dejar un comentario

Catalogado como Novedades

Deja un comentario