La Guardia Civil denuncia 1.912 positivos por alcohol o drogas durante su última campaña de control

Ley de tráfico - Alcoholemia

Los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil han efectuado 1.912 denuncias a conductores que han dado positivo por alcohol o drogas al volante durante la semana que ha durado la campaña especial de control realizada recientemente.

No aprendemos, o no queremos aprender. Cualquiera de las dos conclusiones es válida para explicar que en una sola semana de vigilancia especial, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil hayan pillado a 1.912 conductores al volante bajo los efectos del alcohol o de las drogas. Al menos, el porcentaje de positivos no es excesivamente alto, si tenemos en cuenta que se han llevado a cabo 129.309 pruebas.

De todos estos positivos, 1.394 corresponden a la ingesta de alcohol, mientras que los 518 restantes se deben al consumo de drogas. En esto último el porcentaje de positivos aumenta, ya que se han realizado 1.417 controles de sustancias prohibidas a aquellos conductores que presentaban algún síntoma sospechoso, habían cometido alguna infracción o se habían visto implicados en algún accidente, dando positivo 518. Cuatro de ellos fueron puestos a disposición judicial al presentar signos evidentes de conducir bajo la influencia de las drogas tras haberse visto implicado en un accidente, mientras que un quinto lo fue por negarse a someterse a la prueba de drogas.

Si nos fijamos en las drogas más consumidas por los conductores, encontramos el cannabis con 387 casos, la cocaína en 187 y las anfetaminas en 46. Cualquiera de estas sustancias u otra por el estilo causan relajación, menor concentración, alteración de la percepción e incluso movilidad limitada.

La Guardia Civil cada vez está peleando con más fiereza contra las drogas al volante, haciéndose ya casi tan populares los test salivares para detectaras como lo son los de alcoholemia. En esta campaña, dieron positivo en este tipo de prueba 46 conductores de los 85 que las realizaron. Este incremento progresivo de los controles de drogas entre los conductores se debe al alto porcentaje de ellos que se ponen al volante con presencia de drogas y alcohol al volante. Como dato, es interesante saber que en el último informe EDAP.15 el 12% de los conductores elegidos al azar dieron positivo en alcohol y drogas por encima de los límites legales.

Si nos fijamos en las pruebas de alcoholemia realizadas durante esta campaña, llevada a cabo del 12 al 18 de diciembre, se han realizado 127.892 pruebas de control de alcoholemia, dando positivo los antes mencionados 1.394 conductores. 1.162 de ellos fueron detectados en controles preventivos, 92 tras haber cometido una infracción, otros 131 al estar inmersos en un accidente y 9 más por presentar síntomas evidentes de consumo de alcohol.

Dejar un comentario

Catalogado como Noticias

Deja un comentario