Lamborghini Veneno: Embestida brutal

Lamborghini Veneno

Como si de un toro se tratase, el Lamborghini Veneno embiste de forma brutal con un ‘motorazo’ 6.5 V12 de 750 CV con el que acelera de 0 a 100 km/h en 2,8 segundos. Se fabricarán tres unidades, ya vendidas por tres millones de euros cada una, sin incluir los impuestos.

Cuando todavía conservamos en la retina el bestial Aventador (Cristiano Ronaldo es uno de los afortunados dueños), Lamborghini nos muestra otra pieza única en el mundo de la automoción, el Veneno, nombre tomado de un toro, como el resto de modelos de la firma italiana. En este caso, de uno que en 1914 provocó el fallecimiento de un torero en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz).

Volviendo al coche en sí, al contrario que algunos de sus rivales de reciente aparición (McLaren P1, Porsche 918 Spyder, etc), el Veneno no utiliza un sistema híbrido sino que recurre únicamente a un motorazo de gasolina para conseguir unas prestaciones taquicárdicas. La mecánica, una 6.5 V12 de 750 CV, catapulta al transalpino hasta los 355 km/h de velocidad máxima, con una aceleración de 0 a 100 km/h en tan sólo 2,8 segundos.

Dotado de tracción total y de la caja de cambios automática ISR, de siete velocidades y con cinco programas de funcionamiento, el Veneno posee muchos componentes de fibra de carbono, como el chasis, la carrocería y algunos elementos del habitáculo. El resultado es que el peso en vacío no supera los 1.500 kilos (son, concretamente, 1.450 kilos). Más datos a tener en cuenta son que posee un alerón trasero ajustable, llantas de 20 y 21”, discos de freno cerámicos y suspensión de tipo Pusrod (posición casi horizontal del muelle y el amortiguador).

Tan sólo se fabricarán tres unidades del Veneno, ya vendidas por la módica cifra de tres millones de euros cada una, sin incluir los impuestos.

Dejar un comentario

Catalogado como Novedades

Deja un comentario