Mercedes-Benz Clase S: Lo mejor de lo mejor

Mercedes-Benz Clase S (frontal)

Mercedes-Benz ha introducido en el nuevo Clase S el equipamiento más vanguardista de confort y seguridad para viajar con todos los lujos posibles. La berlina alemana se pondrá a la venta en julio con dos carrocerías.

Disfrutar de un viaje en una limusina con todo lujo de detalles y el máximo equipamiento de confort y seguridad es más que posible en el nuevo Mercedes-Benz Clase S. El modelo alemán, a la venta en julio con dos carrocerías, una estándar de 5,12 metros de longitud y otra alargada de 5,25 metros, podrá elegirse con cuatro versiones: S 350 Bluetec (motor turbodiésel de 258 CV con un consumo medio homologado de 5,5 l/100 km), S 300 Bluetec Hybrid (híbrido: turbodiésel y eléctrico, de 231 CV y 4,4 l/100 km), S 400 Hybrid (híbrido: gasolina y eléctrico, de 333 CV y 6,3 l/100 km) y S 500 (motor de gasolina de 455 CV y 8,6 l/100 km). Más adelante habrá una variante híbrida enchufable del S 500. Todas las mecánicas son más eficientes que sus predecesoras, virtud lograda en parte por la mejora aerodinámica del coche, cuyo coeficiente Cx, 0,24, es excelente.

Mercedes-Benz Clase S (trasera))

En el Clase S todas las funciones de iluminación, incluidas las del interior y el maletero, son realizadas a través de leds, aproximadamente 500. Con las luces Plus, se puede mantener activadas siempre las de largo alcance, porque en caso de que se pueda deslumbrar a otro conductor, el haz de luz dirigido a él queda neutralizado al enmascararse automáticamente el cono de luz.

Para lograr que el chasis no se vea afectado por las irregularidades de la carretera, una cámara las identifica y el tren de rodaje Magic Body Control se adapta de forma inmediata para superarlas con total seguridad y confort. Asimismo, el asistente para conducción nocturna alerta de objetos en la calzada mediante una señal en la pantalla de la instrumentación. Y si se acerca algún vehículo de forma perpendicular con peligro de una colisión inminente, el coche puede actuar él solo sobre el freno.

Mercedes-Benz Clase S (interior)

Los asientos delanteros pueden incluir reglajes eléctricos, incluso en los reposacabezas (altura e inclinación), y seis modalidades de masaje a través de 14 cojines inflables de forma independiente. Por su parte, detrás puede haber tres plazas u, opcionalmente, dos inviduales con inclinación variable del respaldo, cinturones con airbags y regulación individual de la climatización, además de un difusor de fragancias y un ionizador de aire.

La instrumentación está formada por una pantalla digital de 12,3”, que está acompañada junto a ella de otra de similar tamaño que muestra los datos de la climatización y del equipamiento de infoentretenimiento.

Estas y otras muchas tecnologías premium se dan en un coche pensado para disfrutar al máximo tanto al volante como siendo un afortunado pasajero. Cuando Mercedes-Benz desvele los precios para el mercado español, los publicaremos.

Deja un comentario

Catalogado como Novedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *