Mucho cuidado cuando comienza a llover

Consejos al volante

Conducción con lluvia

La mayoría de los conductores reduce la velocidad con lluvia constante, pero muchos no saben que la calzada es más deslizante con las primeras gotas, pues, con el agua, se mezclan los aceites y carburantes presentes en el asfalto. Atención, pues, cuando comienza a llover.  

El tráfico y el agua nunca se han llevado bien, pues la lluvia provoca multitud de atascos y más colisiones de las habituales. Muchos conductores se sienten más inseguros cuando el agua cae de forma constante, pero la realidad es que el asfalto desliza más con las primeras gotas, porque el líquido elemento se mezcla con los aceites y los carburantes presentes en la carretera. Recuerda esta información y sé especialmente prudente al inicio de la lluvia, sobre todo en giros cerrados, como rotondas o al doblar esquinas, y aumenta la distancia de seguridad. De este modo, evitarás impactar contra otro vehículo y nunca perderás el control del coche.

Dejar un comentario

Catalogado como Noticias

Deja un comentario