Citroën DS4 2.0 HDi Sport: Estimulante

Citroen DS4 2.0 HDI 164 cv (frontal)

El que diga que los Citroën son coches ‘blandos’ y poco divertidos de conducir es que no ha probado el DS4, un compacto estimulante preparado para los conductores que busquen sensaciones. Todo un francés germanizado.

Hace años que los compañeros de la prensa del motor nos preguntábamos por qué Citroën no aprovechaba sus incontables éxitos en el Mundial de Rallies (WRC) para ofrecer modelos con un carácter más racing, asegurándose de este modo nuevos clientes. Con la línea DS, compuesta por los modelos DS3, DS4 y DS5, la marca gala responde a esta duda/petición.

Centrándonos en el compacto DS4 (4,27 metros de longitud), suma, además de un tacto claramente más deportivo que el de un C4, una imagen pasional y elegante (y, para mí, atractiva). Este acertado binomio de dinamismo y estética está pensado para todo aquel que disfrute sintiendo la carretera y tomando curvas. El galo no es tan eficaz como un GTI alemán, pero el comportamiento sí está cercano al de los afamados compactos generalistas de origen germano (el Volkswagen Golf y el Opel Astra).

Sorprendentemente, el DS4 es más alto que el C4, es decir, la carrocería queda más alejada del suelo. Esto no impide el buen dinamismo anteriormente citado, logrado por una suspensiones más firmes (incluyendo una barra estabilizadora delantera más ancha y una traviesa trasera más rígida) y por una dirección con menor asistencia, que puede llegar a fatigar al conductor en maniobras urbanas (giros rápidos, aparcamientos, etc). También el tacto del pedal del embrague es más bien duro y cansa si se usa con frecuencia en recorridos por las urbes.

Citroen DS4 2.0 HDI 164 cv (trasera)

2.0 HDi de 163 CV
La opción turbodiésel más potente es el propulsor 2.0 HDi de 163 CV, que se asocia a un cambio manual de seis velocidades, cuya palanca se maneja de forma gratificante. Acelerándolo desde casi el ralentí, se nota claramente la patada del turbocompresor, algo que, según gustos, resulta agradable o no. Tiene un régimen intermedio muy contundente (de hecho, da la potencia máxima a tan sólo 3.750 rpm), lo que es sinónimo de rápidos adelantamientos, y su sonido no está demasiado presente en el habitáculo. Si se desea consumir lo menos posible, un buen aliado es el cambio recomendado de marcha integrado en el display en formato digital. Nosotros obtuvimos un consumo medio de 6,5 l/100 km, lo que sumado a un gran depósito de 60 litros, permite autonomías cercanas a los mil kilómetros.

Interior
Con un diseño semejante al del C4, el salpicadero gusta por el uso de plásticos blandos en toda la parte superior y por el tacto de los mandos. Desde el volante multifunción se pueden gobernar muchos elementos (control y limitador de velocidad, equipo de audio, medidor de la plaza de parking…), por lo que nos costará un tiempo prudencial pulsar el botón adecuado sin tener que desviar la vista de la carretera. El freno de mano es eléctrico y su funcionamiento no es especialmente rápido, aunque permite incluir más huecos portaobjetos entre los dos asientos.

Citroen DS4 2.0 HDI 164 cv (interior)

Como en el C3, el parabrisas es panorámico. El conductor y el acompañante pueden mover el tapizado del techo practicable de forma independiente y a través de unos raíles si desean o no más luminosidad. No lo he podido probar de noche, así que no sé si aparecen más reflejos en el cristal con el tapizado desplazado hacia atrás (llega hasta la cabeza de los viajeros delanteros).

En el DS4 aparecen muchos sonidos de advertencia, algunos molestos, para, entre otras cosas, recordarnos el uso del cinturón o la activación del freno de mano. Estos tonos se pueden personalizar, al igual que los colores de la instrumentación, que pueden ser de un tono blanco a otro azul con varios niveles de intensidad.

El precio de esta versión asciende a 28.190 euros, una cifra que permite acceder al acabado Sport, con un equipamiento verdaderamente completo (ver Equipamiento y Seguridad). Eso sí, no es una cantidad baja y, oficialmente, tampoco es negociable, ya que Citroën no incluye descuentos promocionales en este coche. Quien desee un DS4 tiene que rascarse el bolsillo.

F.M.
Fotos: J.L.B.

LLANTAS DE 18 PULGADAS. El acabado Sport viene de serie con unas espectaculares llantas de 18 pulgadas, que casan a la perfección con la imagen lujosa que aportan los paquetes cromados del exterior y del habitáculo, también sin sobreprecio. Los neumáticos asociados son unos Michelin Pilot Sport 3 con medidas 225/45, anchos y con un perfil bajo, suficientes para sujetar con seguridad al coche en todo tipo de curvas.

ASIENTOS DE CUERO. Los magníficos asientos delanteros asociados al acabado Sport son de cuero, calefactables, con regulación lumbar, función masaje y dos memorias. No están situados en una posición muy baja, sujetan a la perfección y es fácil acomodarse en ellos, incluso los viajeros más altos, pues la banqueta se puede regular ampliamente en inclinación para poder apoyar bien los muslos.

TIRADORES CAMUFLADOS. Propio de un coche de tintes deportivos, en el DS4 los tiradores de las puertas traseras vienen camuflados en las ventanillas laterales. El acceso a las plazas posteriores se realiza con dificultad, pues no hay mucho espacio disponible. Asimismo, éstas tampoco sobresalen especialmente por amplias (el techo cae bastante), aunque dos adultos de talla media caben con suficiencia. Además, las ventanillas traseras son fijas, es decir, no se pueden bajar ni subir, y el tapizado del techo es de un intenso color negro, por lo que puede aparecer la sensación de agobio. Estas peculiaridades merman el confort ofrecido a los pasajeros traseros.

MALETERO CON ALTAVOZ. Si el DS4 incluye el opcional equipo de audio de alta fidelidad, el maletero queda reducido por un altavoz situado en el lateral derecho. Por lo demás, el volumen del cubículo es normal para un compacto. Se pueden abatir los repaldos de los asientos traseros, quedando un escalón. Dicho cubículo está iluminado y viene con ganchos y con una toma de corriente. La rueda de repuesto es de emergencia.

GAMA DS4 DESDE: 20.490 euros

1.997 cc / 163 CV / 1.395 kg / 212 km/h / 6,5 l/100 km / 28.190 €

DESTACA:
– Divertido de conducir/buen tacto.
– Imagen exclusiva/amplio equipamiento de serie.
– Conjunto motor/cambio convincente.

MEJORABLE:
– Rueda de repuesto de emergencia.
– Confort ofrecido a los pasajeros traseros.
– Coche sin descuentos promocionales.

EQUIPAMIENTO Y SEGURIDAD
Climatizador bizonal; llantas de 18”; radioCD con lector de MP3 y tomas auxiliares; asientos de cuero con función masaje, regulación eléctrica y reglaje lumbar; retrovisor interior fotosensible; faros antiniebla con función Cornering; limitador y regulador de velocidad; pedales y reposapiés de aluminio; retrovisores abatibles eléctricamente; parabrisas panorámico; indicador de cambio de marcha; luces diurnas por diodos; look cromo exterior e interior; sensores de alumbrado, de lluvia y de aparcamiento delantero y trasero; medidor de plaza de parking; volante multifunción regulable en altura y profundidad, etc.
Seguridad: Airbags frontales, laterales y de cortina; ABS con ayuda a la frenada de emergencia (AFU); programa electrónico de estabilidad (ESP); ayuda al arranque en pendiente; avisador del ángulo muerto, etc.

GARANTÍA: – Dos años sin límite de kilómetros.

FICHA TÉCNICA
MECÁNICA
Motor/ Delantero transversal. 4 cilindros en línea.
Cilindrada/ 1.997 cc.
Potencia máxima/ 163 CV a 3.750 rpm.
Par máximo/ 340 Nm a 2.000 rpm.
TRANSMISIÓN
Tracción/ Delantera.
Caja de cambios/ Manual, 6 velocidades.
DIRECCIÓN Y FRENOS
Sistema/ Cremallera, electrohidráulica.
Frenos del./tras./ Discos ventilados/discos.
SUSPENSIÓN
Del./tras./ McPherson/eje torsional.
DIMENSIONES
Peso/ 1.395 kg.
Largo/ancho/alto/ 4.275/1.810/1.526 mm.
Cap. depósito/ 60 litros.
Vol. maletero/ 385-1.021 litros.
Neumáticos/ 225/45 R18.
PRESTACIONES Y CONSUMOS
Velocidad máxima/ 212 km/h.
De 0 a 100 km/h/ 8,6 segundos.
Urbano homolog./ 6,6 l/100 km.
Durante la prueba/ 6,5 l/100 km.
Emisiones CO2/ 134 g/km.
Imp. Matricul./ 4,75%.

Dejar un comentario

Catalogado como Pruebas

Deja un comentario