Diseño purista, nuevo sistema operativo y equipamiento más atractivo para el Mini John Cooper Works

Con un diseño purista, un equipamiento de serie ampliado, un nuevo sistema operativo y atractivos paquetes de equipamiento, el mejor deportivo del segmento premium de los coches pequeños se presenta más que nunca en plena forma. El Mini John Cooper Works es un nuevo impulso para el placer de conducir extremo.

Recambios Getafe

Las largas rectas despiertan su capacidad, en las curvas cerradas muestra su inconfundible talento. En el Mini John Cooper Works, cada kilómetro se convierte en una experiencia, no sólo en el circuito, sino también en la carretera. La fascinación que despierta el atractivo deportivo del segmento de los coches pequeños premium ha vuelto a crecer con la última actualización del modelo. Con nuevos detalles de diseño y un equipamiento de serie ampliado, el Mini John Cooper Works (consumo de combustible combinado: 7,1-6,8 l/100 km según WLTP, 7,1-6,9 l/100 km según NEDC; emisiones de CO2 combinadas: 161-155 g/km según WLTP, 163-158 g/km según NEDC) se presenta más que nunca en plena forma. Además, un nuevo sistema operativo y atractivos paquetes de equipamiento ofrecen opciones optimizadas para disfrutar de la diversión al volante de forma individual.

El carácter del Mini John Cooper Works, que evoluciona siempre para mejorar las prestaciones, se muestra con mayor autenticidad gracias al nuevo lenguaje de diseño de la marca británica, especialmente claro y purista. En la parte delantera del vehículo destacan los faros redondos de led y la parrilla hexagonal del radiador, que cuenta con un travesaño rojo y que ahora se extiende mucho más hacia abajo. Las ampliadas tomas de aire de refrigeración garantizan un control óptimo de la temperatura de los sistemas de propulsión y de frenado para una conducción extremadamente deportiva. Los laterales típicos del modelo se funden con los paneles laterales delanteros y el faldón trasero, que ahora cuenta con un distintivo difusor para optimizar el flujo de aire en los bajos de la parte de atrás, también se han rediseñado.

Tecnología Mini TwinPower Turbo

Su expresivo aspecto refleja el impresionante temperamento del Mini John Cooper Works. Su fuente de energía es el motor de cuatro cilindros con tecnología Mini TwinPower Turbo, desarrollado con la experiencia en competición de John Cooper Works, que desarrolla una potencia máxima de 231 cv/170 kw y un par máximo de 320 Nm a partir de una cilindrada de 2,0 litros. Tras la señal de arranque dada cuando está parado, el modelo de Mini con cambio manual de 6 velocidades de serie tarda sólo 6,3 segundos en acelerar hasta los 100 km/h. En combinación con la caja de cambios Steptronic Sport de 8 velocidades opcional, la marca de los 100 km/h se alcanza en sólo 6,1 segundos.

Un sistema de escape deportivo con dos tubos de escape de acero inoxidable de 85 milímetros acompaña las maniobras en pista rápida con un sonido emocionante y potente. También forma parte del equipamiento de serie, al igual que el sistema de frenos deportivos desarrollado en colaboración con Brembo. Los frenos de pinza fija de cuatro pistones con discos ventilados internamente en las ruedas delanteras y las pinzas de freno rojas con el logotipo del coche proporcionan una potente deceleración y llamativos detalles de color tras las llantas de aleación ligera de 17 pulgadas de serie. También hay disponibles llantas de aleación de 18 pulgadas como opción, incluyendo el nuevo diseño John Cooper Works Circuit Spoke de 2 tonos.

La suspensión deportiva específica contribuye a su ágil manejo, que no sólo emociona en las rápidas combinaciones de curvas derecha-izquierda en el circuito sino también en el sinuoso tráfico urbano. Ahora está disponible como opción una nueva versión de la suspensión adaptativa, que con su tecnología de amortiguación selectiva de la frecuencia garantiza un equilibrio optimizado entre la deportividad y el confort de marcha. Una válvula adicional suaviza los picos de presión dentro del amortiguador al pasar por pequeños baches, creando así una experiencia de conducción armoniosa. El ajuste necesario se realiza en 50 a 100 milisegundos. El contacto directo con la carretera se mantiene durante la conducción deportiva. La nueva suspensión adaptativa funciona con una fuerza de amortiguación más de un diez por ciento mayor que antes.

La suspensión adaptativa también forma parte del equipamiento, que se ofrece como alternativa al equipamiento de serie y que incluye, entre otras cosas, superficies exteriores e interiores en Piano Black de alto brillo, tapicería Dinamica/Piel en Carbon Black para los asientos deportivos y una pintura exterior de especial calidad. Se puede elegir entre el rojo Chili, el verde Rebel, disponibles exclusivamente para el Mini John Cooper Works, o las nuevas variantes Azul metalizado Island y Gris metalizado Rooftop.

Paquetes de equipamiento

Los deseos individuales en los ámbitos del confort, la conectividad y la asistencia al conductor pueden satisfacerse de forma muy específica con los nuevos paquetes de equipamiento. Entre ellos se encuentran nuevas opciones como la calefacción del volante, el aviso de salida de carril incluida en Driving Assistant y la función Stop & Go para el Control de Crucero Activo. El control de distancia de aparcamiento (PDC) con sensores en la parte trasera del vehículo se ha añadido al equipamiento de serie.

El Mini JCW cuenta ahora también con un panel de instrumentos central rediseñado con una pantalla táctil de 8,8 pulgadas en diseño de panel negro de serie, así como con un nuevo sistema operativo cuya moderna pantalla gráfica hace que la selección y el control de las funciones del vehículo, el programa de audio, la navegación, la comunicación y las aplicaciones sean aún más intuitivos. Para ello, por primera vez se dispone de Live Widgets, que pueden seleccionarse deslizando el dedo en la pantalla táctil.

Otra novedad: las pantallas del panel de instrumentos central y de la pantalla de instrumentos multifuncionales disponible como opción en la columna de dirección pueden mostrarse en dos mundos cromáticos diferentes. En el modo «Lounge», las superficies de las pantallas aparecen en relajantes tonos azul y turquesa. Al cambiar al modo «Sport», los fondos de pantalla brillan en rojo y antracita. Si se desea, los mundos de color de las pantallas pueden vincularse a los modos de conducción Mini que vienen de serie. Esto significa que cuando se activa el modo de conducción Sport, el color de la pantalla cambia al mismo tiempo que las características del pedal del acelerador y de la dirección y, opcionalmente, las características de la amortiguación y del cambio de marchas. Esto crea una experiencia de conducción global en la que se puede sentir y ver al mismo tiempo la señal de partida para el placer de conducir extremo.

***

Comentarios desactivados en Diseño purista, nuevo sistema operativo y equipamiento más atractivo para el Mini John Cooper Works

Catalogado como Noticias

Comments are closed.