Mini Cooper, para alegrarte la vida

0-mini-cooper

El Mini Cooper es un coche que te alegra la vida porque seduce nada más verlo, dibujándote una sonrisa en la cara de pura satisfacción cuando vas a por él. Pero no sólo es la fachada lo que agrada, también su buen comportamiento, su motor de tres cilindros y cambio automático, así como el atractivo interior, cuya habitabilidad es mayor ahora.

Con 3,82 metros de largo, 1,72 de ancho y 1,42 metros de altura, las cotas de esta tercera generación del Mini son mayores. También la batalla (distancia entre ejes), 2,49 metros, aumenta, proporcionando mayor habitabilidad, además de un maletero que alcanza los 211 litros de capacidad.

1-mini-cooper

Estética más seductora si cabe

El exterior del Mini resulta simpático. Es posible que sea un tema personal, pues mi primer coche fue precisamente un Mini 1000 auténticamente inglés, de ventanillas delanteras correderas (Authi los fabricaba en su factoría de Landaben, en Navarra -ahora de Volkswagen-, pero eran Mini’s made in Spain, sustituyendo la apertura de los cristales del modelo británico por la manivela que los subía y bajaba).

El actual Mini es, además de atractivo y bien acabado, exitoso debido a que es el ejercicio de renacimiento de un modelo histórico realizado con mayor acierto, conservando el espíritu y estilo del que diseñara Sir Alec Issigonis en 1959.

Los novedosos detalles exteriores se centran en las lamas de la parrilla delantera, que son blancas, y el listón negro frontal en el que está la matrícula. En la zaga, destaca el escape cromado, al igual que el embellecedor que está en el portón sobre la placa trasera.

2-mini-cooper

Interior más capaz y exclusivo

El interior es realmente sorprendente, porque pese a su contenida apariencia exterior, los ingenieros le han sacado un magnífico partido a su habitabilidad, además de decorar la cabina con un magnífico gusto, dotando al Cooper de detalles premium que realzan el habitáculo (y que nosotros podemos personalizar todavía más con las numerosas posibilidades que ofrece el fabricante), además de sistemas que no hacen sino facilitarnos la conducción. Pero algunos huecos más para dejar pequeños objetos hubiera resultado muy práctico.

Como apuntaba anteriormente, la habitabilidad es mayor, sobre todo para las dos plazas traseras, que ganan espacio para las piernas. En cuanto al puesto de conducción, los numerosos reglajes, tanto del asiento, como del volante (altura y profundidad), facilitan el perfecto acomodo del conductor. Por el contrario, al retirar el respaldo para permitir el paso detrás, el asiento no vuelve a la posición original, debiéndolo regular de nuevo.

5-mini-cooper

Así, sentado para iniciar la marcha, me encuentro con el velocímetro y el tacómetro frente a mí, además de una útil información del ordenador de a bordo. El salpicadero mantiene la estructura anterior, pero se ha actualizado. El enorme reloj sigue ahí, ahora con el aro exterior que cambia de color según los modos de conducción que optemos o al acelerar. En el centro del mismo, la pantalla opcional del navegador de 8,8”.

Tres modos de conducción

Los modos pertenecen al Mini Driving Modes, sistema opcional que presenta tres posibilidades de conducción: Green (al ponerlo, los diodos del aro central se iluminan en verde, ¡cómo no!), para una conducción ecológica, con una función que al levantar el pie del acelerador se pone en punto muerto para ahorrar combustible; Mid y Sport (el motor entrega toda la potencia, modificando además la dureza de la dirección, de la suspensión y la respuesta del cambio de velocidades).

6-mini-cooper

Me encanta la puesta en marcha y parada del nuevo Mini, que sustituye la llave, que no hace falta sacar del bolsillo, por un interruptor rojo enciende o apaga el tricilíndrico del Cooper.

Esta versión utiliza un propulsor 1.5 tricilíndrico turbo de 136 CV a 4.500-6.000 rpm. Tiene un par motor de 230 Nm entre 1.250 y 4.000 vueltas y su consumo de gasolina durante la prueba fue de 5,8 l/100 km, ¡magnífico! La velocidad máxima es de 210 km/h, poniéndose de 0 a 100 km/h en 7,8 segundos.

4-mini-cooper

Motor tricilíndrico de 136 CV

¿Qué decir de este motor de tres cilindros? Pues que sorprende, por el sonido, ya que has de pegar el oído para detectar que le falta uno; por su alegría, sobre todo en aceleraciones, saliendo de una curva de montaña para ir en busca de la siguiente, por ejemplo; y por su escaso consumo. Sí es cierto que en las subidas en quinta o sexta (autopistas o autovías) y con el coche cargado, deberemos recurrir al cambio de marchas para darle más alegría

3-mini-cooper

El cambio automático de seis velocidades es muy efectivo. Defensor y usuario de ellos como soy por su comodidad, polivalencia (puedes dejar que actúe él solito o bien manejar la palanca con el modo secuencial) y efectividad, siempre es un aliado en la conducción.

Rodando, el Mini se mueve con seguridad y aplomo, si bien la suspensión es algo dura. No vamos a descubrir ahora sus cualidades dinámicas, pero no me canso en destacar que su conducción es emocionante, ya sea en trazados serpenteantes (entonces el disfrute es total), como en el día a día. En este caso, además del cambio, tenemos un segundo aliado, la dirección, rápida y directa, con 2,5 vueltas de volante, añadiendo los frenos, muy efectivos.

7-mini-cooper

Con control de estabilidad (DSC), de tracción (DTC/EDLC) y de frenada en curva (CBC), y otros valiosos elementos de serie, el Mini Cooper puede personalizarse a nuestro gusto añadiéndole con más tecnología de seguridad, como el head up display, Parking Assistant, control de crucero con función de frenado, control electrónico de la suspensión, etc, opciones que hay que sumar a los 22.250 euros que cuesta el Mini Cooper Automático, un coche para alegrarte la vida.

JMA
Fotos: J.L.B

DESTACA

Coche con personalidad
Comportamiento.
Consumo

MEJORABLE

Los asientos delanteros no recuperan la posición al abatirlos.
Faltan huecos portaobjetos en habitáculo.
Recuperación motor en subidas.

EQUIPAMIENTO

Airbags frontales, de cabeza, laterales y traseros; ABS; Asistente de arranque en cuesta y de frenada; Cierre automático de puertas a partir de 16 km/h; Control de estabilidad (DSC), de frenada en curva (CBC) y de tracción (DTC/EDLC); Dirección asistida eléctrica (EPS) con Servotronic; Distribución electrónica de frenado (EBD); Fijación Isofix en plazas traseras; Indicador de presión de neumáticos; Luces de freno dinámicas; Luz diurna; Ordenador de a bordo; Volante con ajuste horizontal y vertical; Cristales tintados en verde; Aire acondicionado y climatizador bizona; Asientos delanteros con ajuste de altura; Botón de arranque/parada; Cierre centralizado; etc.

GARANTÍA

– Dos años sin límite de kilometraje.

Dejar un comentario

Catalogado como Pruebas

Deja un comentario