Niki Lauda solicita a la FIA que controle menos a los pilotos

Niki Lauda

El tricampeón del mundo de Fórmula 1 opina que si se produce un incidente en la pista, han de ser los propios protagonistas quienes ‘arreglen’ sus asuntos. El miedo a las sanciones da lugar a que los pilotos no sean “auténticos”, lo cual provoca, según el austriaco, desinterés entre los aficionados.

Ciertamente, la Fórmula 1, como la ciencia, avanza que es una barbaridad. Y no, claro, no se pueden comparar los monoplazas de Fórmula 1 de mitad del siglo pasado con los que, dos décadas después, pilotó Niki Lauda. Ni tampoco estos últimos con los de la nueva centuria. De ahí que, en su día, el austriaco manifestase, en relación a las ayudas a la conducción, que “hasta un mono podría pilotar los bólidos actuales”, declaración que generó no poca polémica.

Ahora, el mandamás de Mercedes-Benz en la categoría reina del automovilismo deportivo sigue considerando que los pilotos actuales están en un segundo plano, pero en este caso por miedo a ser sancionados si se ven involucrados en un incidente con un rival.

En declaraciones calentitas, Lauda ha recordado el incidente protagonizado por Nelson Piquet y Eliseo Salazar en Hockenheim (1982), en el que, tras un toque entre los monoplazas de ambos, el brasileño fue quien acabó administrando justicia y agrediendo al chileno.

Ciertamente, no es el mejor ejemplo, pero el viejo Niki reivindica autenticidad: “La Fórmula 1 está perdiendo audiencia porque quienes participan en ella no son pilotos. Se les debe controlar menos y darles más libertad”.

Dejar un comentario

Catalogado como Competición, Noticias

Deja un comentario