Más de 240.000 menores de 12 años viajarán en coche esta Semana Santa sin sistemas de protección adecuados, ¡no lo permitas!

Más de 240.000 menores de 12 años se desplazarán en coche durante la próxima Semana Santa sin sistemas de protección adecuados. Según un informe de My Sweet Koala, especialista en sistemas de retención infantil, correrán riesgos de salir despedidos del asiento o sufrir daños en frenadas, cambios de carril y alcances y choques, por mínimos que sean.

Las últimas campañas de vigilancia de la Guardia Civil de Tráfico sobre el uso de sistemas de retención, realizadas durante la semana del 11 al 17 de marzo, han disparado las alarmas. Dichas campañas han evidenciado que 262 menores viajaban sueltos o mal acomodados en sus vehículos. El dato más alarmante advierte que 62 niñas y niños ocupaban el asiento del copiloto sin sistema alguno de retención. Durante las jornadas de Semana Santa, se calcula que cerca de un 6% de los más de cuatro millones de bebés y niños que viajarán en coche lo harán en insuficientes condiciones de seguridad.

Alicia Pérez-Bryan, directora de My Sweet Koala, empresa especializada en Sistemas de Retención Infantil (SRI), alerta sobre la peligrosidad de las sillas mal adaptadas a la morfología de los bebés y de niños y niñas de menos de 12 años. Los SRI inapropiados pueden causar lesiones en las vértebras cervicales y los músculos del cuello incluso en accidentes leves. La experiencia cotidiana de My Sweet Koala también le permite alertar de los riesgos de las sillas mal ancladas a los asientos del vehículo, o con demasiadas holguras, ya que multiplican las probabilidades de daños importantes.

La empresa malagueña, radicada en la localidad de Rincón de la Victoria, se ha convertido en referencia de asesoramiento para padres preocupados por la seguridad de los pasajeros del coche con menor edad. Sus conocimientos de las diferentes sillas y de su adaptación a turismos, SUV o monovolúmenes, les permite aconsejar cómo evitar daños a los pasajeros de menos de 12 años o 1,35 metros de altura. “La seguridad de los pasajeros de menor edad cuando viajan en coche entra en fase crítica si no utilizan los sistemas de retención apropiados a su edad y a su talla”, afirma Pérez-Bryan.

Las siete recomendaciones acuñadas por My Sweet Koala para futuras mamás, bebes y niñas o niños hasta 12 años evitarán lesiones a los pequeños de la casa en todos sus desplazamientos sobre ruedas.

Futuras mamás: siempre protegidas por el cinturón.

  1. Es importante proteger al bebé desde que se tiene conocimiento del embarazo, adaptando los elementos de seguridad pasiva del vehículo a medida que pasan los meses.

La directora de My Sweet Koala advierte: “La gestante debe utilizar siempre el cinturón de seguridad equipado con un adaptador de seguridad específico para embarazadas”. Dicho adaptador desplaza el cinturón de la zona ventral hacia las caderas.

Utilizar el Sistema de Retención Infantil, SRI, en todos los trayectos.

  1. Los menores de 12 años deben utilizar el sistema de retención en todos sus viajes en coche, aunque el trayecto sea muy corto. Pérez-Bryan recuerda que: “Debe solicitarse el dispositivo de seguridad apropiado para los bebes o los niños incluso cuando se viaja en taxi, los riesgos para cervicales y cuello de los más pequeños están siempre presentes”.

Hay que asesorarse y probar el dispositivo de seguridad en un centro especializado.

  1. Debe consultar, primero, y probar en el propio vehículo, después, la silla adecuada para cada niño. Los dispositivos para los pasajeros de menos edad, que deben colocarse siempre en sentido contrario a la marcha, no anularán los asientos delanteros. También hay que comprobar la inclinación de su respaldo, para que no impida el movimiento del respaldo de asiento frontal.

Los menores deben viajar en sentido contrario a la marcha todo el tiempo posible.

  1. Los menores hasta dos años tienen que ir sentados “A contramarcha”, recuerda Pérez-Bryan, “Lo más recomendable es que viajen hasta los cuatro años en dicha posición para proteger cuello y cervicales. Los menores deberían viajar a contramarcha hasta los seis años. Esta recomendación es aún más importante si las niñas o niños de cuatro a seis años son pasajeros de vehículos que ruedan rápido y cubren muchos kilómetros en cada jornada, ya que se multiplican los riesgos de frenazos y bandazos perniciosos para su físico”.

No comprar sillas de segunda mano ni utilizadas muchos años.

  1. La especialista es tajante en esta afirmación: “El desconocimiento de la capacidad de absorción de fuerzas de su estructura o de sus mullidos pone en peligro a los pequeños. Es necesario recordar que la silla pierde toda su eficacia tras un accidente. Hay que retirarla de la circulación”.

Colocar el sistema de retención en el asiento posterior central o en el posterior derecho.

  1. El SRI debe situarse en el asiento posterior central, que es el más seguro de cualquier coche. Aunque existe un problema: muchos vehículos no incorporan los anclajes Isofix normalizados en dicha plaza, por lo que se recomienda la plaza posterior derecha en dicho caso: “Esa colocación facilitala subida y bajada de los menores del vehículo por la acera siempre que se aparque en línea”.

Ajustar bien el arnés que fija al menor en su asiento.

  1. Dicho ajuste es clave para que el menor supere cualquier movimiento violento del vehículo sin daño. También hay que preocuparse especialmente del cinturón de seguridad encargado de fijar algunos sistemas de retención infantil, recuerda la directora de My Sweet Koala: “Cualquier holgura compromete la capacidad de protección del equipo y pone en riesgo al menor”.

Más información en rr.ss. de:

@mysweetkoalashop

Comentarios desactivados en Más de 240.000 menores de 12 años viajarán en coche esta Semana Santa sin sistemas de protección adecuados, ¡no lo permitas!

Catalogado como Noticias

Comments are closed.