Pon tu vehículo a punto tras las ‘vacas’. Te damos 4 claves para hacerlo

Las altas temperaturas y los largos desplazamientos pueden provocar desgastes en el coche. Por ello, es fundamental revisar el vehículo para certificar que se encuentra en buen estado antes de regresar a la rutina. Los neumáticos, el aceite, los filtros o los limpiaparabrisas son algunos de los componentes del vehículo que se deben revisar con especial atención a la vuelta de vacaciones. 

Recambios Getafe

Midas, la cadena especializada en el mantenimiento integral del automóvil, recomienda revisar el vehículo tras el periodo estival, siendo un aspecto imprescindible para certificar su buen estado y garantizar nuestra seguridad y la del resto de usuarios. Algunos factores como los largos trayectos, las cargas extra o las altas temperaturas, inciden en un mayor desgaste y deterioro de algunas de las piezas de nuestro coche, con el consiguiente riesgo de poder sufrir un accidente si uno de ellos falla. Por ello, al regresar de vacaciones es aconsejable prestar atención a los siguientes componentes del vehículo:

Neumáticos. Son fundamentales en el coche. Los kilómetros recorridos a las altas temperaturas o los cambios bruscos en la marcha influyen considerablemente en su estado. De ellos dependen factores tan vitales como la frenada, la estabilidad, el guiado del coche e incluso el confort. Es importante comprobar que la profundidad del dibujo no sea inferior a 1,6 mm. La presión es fundamental, cuando viajamos cargados, el fabricante recomienda una presión más alta de lo normal, por lo que, una vez finalizado el viaje, debemos regular de nuevo la presión. 

Aceite. Es uno de los encargados de proteger el motor y de asegurar su correcto funcionamiento es el aceite, elemento que debe cumplir de forma eficaz cinco funciones esenciales: disminuir el consumo de energía, enfriar eficazmente los componentes del motor, mantenerlo limpio, proteger sus superficies internas y conservar la potencia.

Filtros. El correcto mantenimiento de los diferentes filtros del coche (aceite, aire, combustible) repercute tanto en el consumo del combustible, evitando pérdidas de éste, como en la retención de cualquier partícula contaminante del vehículo. No hay que olvidar el filtro de habitáculo ya que proporciona tanto al conductor como a sus acompañantes un espacio seguro de alérgenos y otras sustancias nocivas para la salud.  

Limpiaparabrisas. el intenso calor es uno de los peores enemigos del limpiaparabrisas, ya que al secarse su goma en exceso puede provocar incómodos ruidos al ponerse en marcha y, lo que es peor, que no limpien correctamente. 

Recuerda que la mayor garantía para circular y/o viajar con seguridad es tener tu vehículo revisado y en perfecto estado.

Comentarios desactivados en Pon tu vehículo a punto tras las ‘vacas’. Te damos 4 claves para hacerlo

Catalogado como Noticias

Comments are closed.