Audi A1 Sportback 1.6 TDI Ambition: Razón y corazón

Audi A1 Sportback (frontal)

¿Sólo un capricho o es algo más? El Audi A1 genera este debate en el que ambos bandos tienen razones de peso. Por un lado, es caro y ofrece poco espacio detrás. Por otro, el chasis merece muchas alabanzas, con el motor TDI consume poco y la calidad de realización es de las mejores, si no la mejor, del segmento B.

Prueba realizada con BP Ultimate

Desde su salida al mercado, el Audi A1 ha generado un intenso debate sobre si se trata sólo de un modelo de capricho y demasiado caro o si resulta más útil que su gran rival, el Mini. Ambas corrientes de pensamiento tienen sus argumentos de peso.

Por un lado, es cierto que es un coche pensado para únicamente dos personas y su equipamiento, pues las plazas traseras son angostas y tienen un respaldo con muy poca inclinación. Además, los algo más de 17.000 euros, como mínimo, que hay que desembolsar por él se antojan muy elevados teniendo en cuenta la situación económica del país. Por otro, con el motor turbodiésel 1.6 TDI de 105 CV, el consumo no supera los 6 l/100 km y la calidad de realización, sin llegar al nivel de otros Audi, es de las mejores, si no la mejor, del segmento B. Y tampoco hay que desmerecer el maletero de 270 litros y su alto dinamismo.

Visto lo visto, el A1 no deja indiferente a nadie y tanto defensores como detractores suman razones para admirarlo o despreciarlo.

A continuación, reproduzco algunas consideraciones que escribí con motivo de pruebas anteriores del A1 cupé TDI y del A1 Sportback TFSI.

Una curiosidad para acabar: ¿habéis visto el nuevo Opel Adam? ¿A qué coche os recuerda?

“La nueva carrocería de cinco puertas Sportback del Audi A1 está dirigida a los compradores que vayan a dar un uso más frecuente a las tres plazas traseras (también se pueden pedir, sin sobreprecio, dos inviduales con un compartimento portaobjetos central). Al igual que sucedía en el cupé, éstas ofrecen un espacio muy justo para adultos, siendo poco recomendables para largos trayectos, pues, además, el respaldo no tiene mucha inclinación y obliga a ir más erguido que en otros coches. Sin duda, se trata de un modelo pensado principalmente para dos personas, como sucede en un Mini y, en menor medida, en un Alfa MiTo.

Audi A1 Sportback (trasera)

El chasis de primera transmite al conductor gratas sensaciones desde los primeros kilómetros. Sin ser tan ágil como un Mini, pese a llevar de serie suspensión deportiva con el acabado Ambition, se disfruta mucho en curvas por su nobleza. Y en autopistas y autovías, el aplomo es intachable. Respecto a otros Audi, el interior está peor insonorizado, sin ser, en absoluto, ruidoso.

Abordando curvas, el goce es grande: ¡qué agilidad y entereza muestra en ellas! Tan bueno es el tacto de la dirección electrohidráulica que es fácil clavar el coche en cualquier giro. El eje trasero trabaja muy bien, al igual que los frenos.

La calidad de realización y la presentación del interior están a una gran altura. Tan sólo el reposabrazos delantero desentona algo, pues no es cómodo cuando se maneja la palanca del cambio, con la cual, por cierto, se realizan transiciones limpias y rápidas.

Del motor 1.6 TDI de 105 CV cabe destacar su limitado consumo, 5,8 l/100 km durante la prueba, y su empuje progresivo. En aceleraciones en marchas cortas y en frío, se percibe más en el interior respecto a otros Audi. Se asocia a un cambio manual de cinco marchas de largos desarrollos (en 5ª a 2.000 vueltas se circula a 110 km/h) lo que, unido a que tiene unos bajos poco contundentes, provoca que, generalmente, para adelantar en carreteras de doble sentido haya que engranar la cuarta velocidad (es más recomendable el gasolina TFSI de 122 CV, aunque, a igualdad de equipamiento, es más caro). El sistema de parada y arranque automáticos del motor, desconectable por un botón, tiene un funcionamiento correcto”.

El resto de información practica del Audi A1 en http://www.quintamarcha.com/QM/index.php/audi-a1-1-6-tdi-ambition-multiescenarios y http://www.quintamarcha.com/QM/index.php/audi-a1-sportback-1-4-tfsi-s-tronic-ambition-divertido-y-mas-practico

Texto y fotos: F.M.

Audi A1 Sportback (interior)

GAMA A1 SPORTBACK DESDE: 17.130 euros

1.598 cc / 105 CV / 1.240 kg / 190 km/h / 5,8 l/100 km / 22.230 €

DESTACA:
– Motor ahorrador/amplia autonomía.
– Tacto de conducción/calidad de realización.
– Acceso a las plazas traseras frente al tres puertas.

MEJORABLE:
– Kit reparapinchazos.
– Plazas traseras justas.
– Precio frente a la competencia.

EQUIPAMIENTO Y SEGURIDAD
Climatizador automático; llantas de 16”; radio Chorus; suspensión deportiva; aplicaciones de aluminio; sensores de alumbrado y lluvia; tubo de escape cromado; volante de cuero regulable en altura y profundidad; asientos delanteros deportivos; faros antiniebla; dirección asistida variable; Start&Stop; indicador de marcha recomendada; luz de marcha diurna; retrovisores y elevalunas eléctricos; apoyabrazos central delantero, etc.
Seguridad: Airbags frontales, laterales y de cortina; programa electrónico de estabilidad (ESP); ABS con distribuidor (EBV); bloqueo electrónico del diferencial (EDS); inmovilizador electrónico, etc.

GARANTÍA: – Dos años sin límite de kilómetros.

FICHA TÉCNICA


MECÁNICA

Motor Delantero transversal. 4 cilindros en línea.
Cilindrada 1.598 cc.
Potencia máxima 105 CV a 4.400 rpm.
Par máximo 250 Nm a 1.500 rpm.

TRANSMISIÓN

Tracción Delantera.
Caja de cambios Manual, 5 velocidades.

DIRECCIÓN Y FRENOS

Sistema Cremallera, electrohidráulica.
Frenos del/tras Discos ventilados/discos
Suspensión del/tras McPherson/eje torsional.

DIMENSIONES

Peso 1.240 kg.
Largo/ancho/alto 3.954/1.746/1.422 mm.
Cap. depósito 45 litros.
Vol. maletero 270/920 litros.
Neumáticos 215/45 R16.

PRESTACIONES Y CONSUMOS

Velocidad máxima 190 km/h.
De 0 a 100 km/h 10,7 segundos.
Urbano homologado 4,4 l/100 km.
Durante la prueba 5,8 l/100 km.
Emisiones CO2 99 g/km.
Impuesto Matriculación. Exento.

Prueba realizada con BP Ultimate

1 comentario

Catalogado como Pruebas

Una Respuesta a Audi A1 Sportback 1.6 TDI Ambition: Razón y corazón

  1. La verdad es que una de las grandes debilidades que tiene este coche, y más en este momento que está atravesando el país, es el precio frente a la competencia. Por lo demás, chapó.

Deja un comentario