#BMDSabiñánigo 2022: la fiesta de l@s riders no defraudó

Los BMW Motorrad Days Sabiñánigo 2022 se celebraron tras dos años de paréntesis por la pandemia. Y el éxito estuvo asegurado, pues los moteros deseaban juntarse de nuevo en un evento no defraudó. Hubo ponencias de distintos protagonistas, embajadores de la marca entre ellos, un sinfín de carpas de producto, stunt, prueba de toda la gama BMW y un largo etcétera, todo dentro de un ambiente de amistad, fiesta y buen rollo.

Recambios Getafe

La 18ª edición de los BMW Motorrad Days Sabiñánigo 2022 (BMDS22) fueron todo un éxito. Tras dos años sin celebrarse debido a la pandemia, las ganas de los moteros –bemeuveros en su mayoría, como es obvio- por reunirse, eran enormes. Y la fiesta no defraudó, porque los 7.500 visitantes que asistieron -según la organización-, encontraron lo que iban a buscar: buen ambiente, amigos, actividades, música en vivo y diversión, en definitiva.

Y lo que había era variado y diferente como para pasarse un fin de semana entretenido. Los BMDS22 son una reunión para, sobre todo, dar abrazos a tod@s aquell@s que no se ven desde el año anterior. Un encuentro de moteros para juntarse con los amigos que hace tiempo que no coinciden o bien subir con ellos, disfrutando de la moto y de las curvas, pues el recorrido es de los que se saborean.

Este año, los BMDS22, ubicados como siempre en el Pirenarium de Sabiñánigo, ofrecían una disposición renovada, con mayor oferta de restauración, zona de colaboradores más amplia y carpas de producto organizadas por zonas personalizadas. La actividad estrella, la prueba de modelos BMW, con 120 motos dispuestas que abarcaban prácticamente toda la gama, marcaron un nuevo récord, realizándose 2.600 pruebas.

El auditorio se llenó para escuchar a Elsi Rider, que describió su recientísima y emocionante aventura por África, no exenta de peligro, con Lusi, su BMW F 700 GS. No menos abarrotada fue la ponencia del otro embajador de la marca, Agustín Ostos, que hizo las delicias de los presentes explicando su vuelta al mundo, recorriendo ahora Sudamérica, con su proyecto Soy Tribu. Hubo también mesas redondas de influencers y de Lolo Pámanes, el especialista en asientos que tiene tallados la mitad, sino más, de traseros de moteros de este país, el mío entre ellos.

Tampoco faltó el tradicional carácter solidario de la mano de Km Solidarity, Embajador también de BMW Motorrad España, recogiendo el kilo de alimentos que llevaron muchos asistentes, donaciones que superaron los 300 kilos. Además de la venta de cerveza solidaria Estrella Galicia -más de 350 litros-, cuya recaudación servirá para la compra de alimentos que entregarán a asociaciones y ONGs que ayudan a los más necesitados. Bien, una vez más, por la mayor ONG motera de España.

El espectáculo lo puso Narcis Roca, uno de los mejores stuntman, que con sus piruetas y acrobacias sobre sus BMWs dejó con la boca abierta a los asistentes. Y no faltó el Concurso de Personalización BMW Motorrad, en su quinta edición, con magníficos premios, y que ganó Niks Motorcycles con la moto ‘Nightmare’, customizando una R 80 de 1981.

“Las chicas de Alegre”

No todos los días se tiene la suerte de ser homenajeado por acreditadas moteras (sus miles de kilómetros sobre dos ruedas lo avalan) y, sobre todo, probadas virtudes, entre ellas la de la amistad. Resulta que las seis riders (en la foto, de izq. a dcha): Dori S GS, Arantxa Canalejo, Mayte Rodríguez, el homenajeado (o sea, el abajo firmante), Isabel Puig, Helga VK y Laly Hernández, tuvieron a bien darme una sorpresa de las que no se olvidan.

De repente, estando junto a ellas, se pusieron a cantar Las chicas son guerreras regalándome una camiseta con la frase “Las chicas de Alegre”, la misma que ellas llevaban puesta en ese momento, y el nombre de cada una de ellas en la espalda. ¡Qué detallazo! el de estas riders a las que he entrevistado, al igual que a otras 25 moteras, para la News BMW Riders (bmwridersnewsletter.es), trabajo que realizo con sumo placer. Se trata de dar visibilidad a la mujer motera, apartado que la citada News institucionalizó con una sección específica lo que ya era una presencia habitual en ella: las experiencias de mujeres de cualquier edad y condición que hacen de la moto su forma de vida: van en moto, viajan en moto y reivindican hacerlo, como las seis citadas, que son todo un ejemplo. ¡Gracias, chicas!

Y así, con el placer de vivir semejante gesto de afecto, de abrazar a tanta gente en los BMDS22, ese abrazo motero que tiene más de amistad que gestualidad, de haber disfrutado con lo visto y vivido y ver la cara de satisfacción de l@s participantes, cogí la moto y regresé satisfecho para casa a la voz de: “¡Viva los BMDS23!”.

Texto y fotos: Jose M Alegre

 

Comentarios desactivados en #BMDSabiñánigo 2022: la fiesta de l@s riders no defraudó

Catalogado como Motos, Noticias

Comments are closed.