En el centenario de Suzuki, estos son los modelos más sorprendentes de la marca japonesa

En el 100º aniversario de Suzuki repasamos algunos de los automóviles más sorprendentes y curiosos creados por una marca que nunca ha dejado de innovar y de investigar nuevos caminos en su búsqueda de automóviles más eficientes, robustos, prácticos e inteligentes, abriendo caminos pioneros en la industria automovilística.

Suzuki Garaje J-J

Cien años de historia y 75 de ellos produciendo automóviles dan para muchos vehículos destacables. A lo largo de todo ese tiempo Suzuki ha creado muchos modelos históricos, comenzando por el capaz todoterreno Jimny, que llevó la tracción total a la marca y cumple 50 años de historia; hasta el Vitara, el inventor de los SUV modernos, que ahora dispone de tecnología híbrida.

Pero en este capítulo del repaso a los 100 años de historia de la marca queremos mostrar algunos de los automóviles más sorprendentes y curiosos creados por la marca japonesa, una marca que nunca ha dejado de innovar y de investigar nuevos caminos en su búsqueda de automóviles más eficientes, robustos, prácticos e inteligentes. Todos ellos sorprendieron en su lanzamiento por su diseño, su tecnología y su visión pionera.

X90: un SUV roadster

En 1995, mucho antes de que se popularizasen los términos SUV o ‘crossover’, Suzuki lanzó un modelo que seguiría siendo innovador hoy en día. El X90 era un coche revolucionario: SUV, con tracción total, de dos puertas, línea cupé y descapotable. Con el Vitara, el fabricante nipón se adelantó a su época lanzando el primer SUV moderno; y el XC90 era una vuelta más de tuerca a ese concepto de vehículo de ocio, imagen y sensación de libertad.

El X90 tenía una cabina biplaza, techo desmontable en dos partes y una parte trasera tipo cupé. Basado en el Vitara, contaba con un motor 1,6 litros de 95 CV y tracción 4×4, con una puesta a punto para disfrutar de un estilo de conducción desenfadado en carretera. Sin buscar grandes ventas, llegó a comercializarse en todo el mundo. Suzuki no ha olvidado su extrovertido encanto, presentando en el Salón de Tokio de 2017 su sucesor espiritual en el ‘concept car’ eléctrico e-Survivor.

Mighty Boy: el mini pickup

El constructor del país del Sol Naciente siempre ha sido un especialista en coches pequeños y ligeros, y nunca ha dudado en explorar nuevas formas de movilidad uniendo varios conceptos de coche en uno solo. Un ejemplo de todo ellos es el curioso Mighty Boy, un pequeño coche urbano con caja abierta de carga, estilo pickup, dirigido al mercado comercial.

Basado en su modelo Alto de motor delantero de los años 80, entraba en la categoría de vehículos ligeros Kei de Japón, con un motor de solo tres cilindros con 550 cm3 y un peso en vacío de menos de 550 kg. El nombre Mighty Boy hacía referencia a su pequeño tamaño y su gran capacidad. Estuvo a la venta hasta finales de la década de los 80 en Japón y Australia, donde fue muy popular. Ahora, gracias a su estilo fresco, comienza a tener una segunda juventud, siendo objeto de todo tipo de preparaciones por los fans.

Twin: primer híbrido

La lista de modelos de la categoría Kei japonesa de coches urbanos ha sido muy extensa a lo largo de los años. Suzuki la ha liderado creando vehículos de múltiples estilos, desde prácticos y familiares a todoterrenos, pasando por pequeños cupés de menos de tres metros, como el Twin.

Este pequeño biplaza de tracción delantera tenía un diseño lleno de curvas y llegó al mercado japonés en 2003 para satisfacer los desplazamientos diarios en las entradas y salidas de las congestionadas ciudades japonesas. El Twin fue, además, el primer coche de la marca con motor híbrido gasolina-eléctrico que le permitía alardear de un consumo de combustible de solo 2,9 l/100 km.

Fronte SS 360: Pequeño y veloz

En 1967 renovaba el Suzulight Fronte con un nuevo modelo más moderno. Llegaba el Fronte 360 y su versión Fronte SS 360 es merecedora de entrar en esta lista por un curioso récord. En 1968, para demostrar que el Fronte SS 360 era el Kei car más veloz, capaz de recorrer los 400 metros en menos de 20 segundos (19,9 s), se realizó una prueba con dos unidades conducidas por el mítico piloto de F1, Stirling Moss, y el piloto de motos Mitsuo Itoh, ganador del TT en la Isla de Man. Ambos vehículos recorrieron la Autostrada del Sole, Milán-Roma-Nápoles, de unos 800 kilómetros, consiguiendo una velocidad media de 122,44 km/h. El Fronte SS 360 rojo de Moss está expuesto en el museo Suzuki Plaza de Hamamatsu.

Carry Van Electric: 50 años el primer eléctrico

En 2020 se cumplen 50 años del primer modelo eléctrico de Suzuki, el Carry Van Electric. Este vehículo pionero se trataba de una versión eléctrica del pequeño monovolumen Carry Van de 2,9 metros de largo, diseñado por Giorgetto Giugiaro, de una alta capacidad interior, con un aspecto casi simétrico de adelante a atrás y con puertas correderas. No era una unidad prototipo, pues esta versión completamente eléctrica se produjo en una serie corta para dar una solución de movilidad sostenible, sin ruido y sin humos y poder mover a personas dentro de la Exposición Universal de Osaka de 1970. Contaba con un pequeño motor que le permitía alcanzar los 45 km/h y tenía una autonomía de 50 km. Esta actitud valiente y sostenible se mantiene hoy en Suzuki, que cuenta con una gama completamente hibridizada ocupando cuatro segmentos del mercado.

LH2: buscando energías alternativas

En la búsqueda de nuevas formas de movilidad más sostenibles, los ingenieros de Suzuki volvieron a demostrar su espíritu pionero en 1979. En colaboración con el Instituto de Tecnología Musashi, crearon sobre la base del utilitario Cervo un pequeño cupé de formas aerodinámicas llamado LH2. La particularidad de este vehículo era que su motor tricilíndrico de dos tiempos y de 539 cc estaba alimentado por hidrógeno líquido. Este combustible aumentaba el rendimiento y la eficiencia del motor y conseguía reducir las emisiones de óxidos de nitrógeno en un 60 por ciento. Con una autonomía de 400 km y una velocidad máxima de 118 km/h, el Suzuki LH2 fue, además, el primer vehículo de la historia del automóvil en moverse con hidrógeno.

Cappuccino: deportividad concentrada

Suzuki lanzó a finales de los ‘80 un divertido deportivo biplaza Kei, con sólo 3,3 metros de largo y un peso ligero de 725 kg. El Suzuki Cappuccino fue todo un éxito, con su diseño bajo, cabina de dos asientos y un motor central que le otorgaba un reparto de peso del 50%. Se lanzó en 1987 en Japón, pero su atractivo no pasó desapercibido en el extranjero y en 1993 se adaptó una variante para el mercado británico, que también llegó a otros países europeos.

Con el tiempo, el Cappuccino ha pasado a ser un reconocido clásico moderno que ofrece toda la emoción de la conducción deportiva clásica con un encantador tamaño reducido.

Cara: con alas de gaviota

Suzuki había presentado una serie de ‘concepts’ deportivos llamados Suzuki RS-1 (1985) y RS-3 (1987) y una evolución de este último llegó al mercado en 1992. EL Cara contaba con un motor turbo en posición central, una deportiva cabina de dos plazas y la particularidad de contar con puertas de apertura vertical, tipo ala de gaviota, lo que le daba un toque muy espectacular y llamativo.

Se llegaron a producir más de 500 unidades y, como anécdota, la mayor parte del trabajo de diseño de pasar del coche concepto al modelo comercial fue realizado en el Reino Unido, aunque nunca se pensara en vender el modelo fuera de Japón.

Hustler: esencia crossover

El Hustler es un pequeño ‘crossover’ con el espíritu fresco, dinámico y práctico que siempre ha tenido Suzuki en esta categoría. El Hustler demuestra que la marca sigue disfrutando de la creación de coches diferentes, con estilo único y que seguirá haciéndolo en el futuro. Introduce el diseño robusto y llamativo de un todoterreno Suzuki tanto en fuera como por dentro, con detalles que recuerdan al actual Jimny, pero con el interior muy espacioso y práctico para disfrutar del ocio en compañía. En su segunda generación dispone de una versión híbrida, lo que demuestra la preocupación por acercar esa tecnología híbrida en todos los segmentos en cada mercado.

Wagon R+: con dos anchuras

El Wagon R es uno de los modelos sorprendentes de Suzuki, no tanto por su concepto, sino porque es uno de los pocos coches de la historia que se ha producido con dos anchuras de carrocería distintas. El primer Wagon R de 1993 entraba en la categoría Kei, y por ello era un coche de 3,2 metros de largo y contaba con una anchura máxima de 1,39 metros.

Visto su éxito comercial y para llegar a más mercados, este modelo creció a lo ancho 18 cm, llegando a 1,57 metros. Las versiones de exportación también contaban con motores más potentes, de cuatro cilindros de 1,0 y 1,2 litros. Fue una gran idea, ya que el Wagon R+ se vendió en muchos países de Asia, Oceanía, América y Europa, incluido España.

Comentarios desactivados en En el centenario de Suzuki, estos son los modelos más sorprendentes de la marca japonesa

Catalogado como Noticias

Comments are closed.