Mercedes-Benz revela por fin el AMG Project One, su Fórmula 1 de calle

La apertura del Salón de Frankfurt trae consigo el debut de uno de los coches más esperados de los últimos tiempos, el Mercedes-AMG Project One. Basado en el Fórmula 1 que coronó a Hamilton como campeón del mundo en 2015, alcanza los 1.000 CV de potencia y una velocidad punta de 350 km/h.

Citycar Sur

El Mercedes-AMG Project One ya es una realidad. Se trata de la gran estrella del stand de la marca de la estrella en el Salón de Frankfurt, después de meses de rumores sobre él y de una serie de teasers que habían logrado aumentar nuestras expectativas hasta límites pocas veces antes conocidos.

El nuevo súper deportivo de Mercedes está basado en el W06, el monoplaza que utilizaron los alemanes durante la temporada 2015 en el mundial de Fórmula 1 y que coronó a Lewis Hamilton como campeón del mundo por tercera vez en su carrera. De allí procede su motor, un V6 de 1,6 litros capaz de girar a 11.000 rpm que, apoyado en el buen hacer de cuatro generadores eléctricos, desarrolla la friolera de 1.000 CV de potencia. El cambio es un selector de ocho marchas que es parte de la estructura del chasis, mientras que las prestaciones anuncian una aceleración de 0 a 100 km/h en 2,5 segundos y una velocidad máxima de 350 km/h. Mercedes-Benz anuncia además que el ciclo de vida del motor térmico, gracias a la utilización de gasolina sin plomo, se va hasta los 50.000 kilómetros, cifra que supera por bastante la ofrecida en competición. Además, la autonomía en modo 100% eléctrico es de 24 kilómetros.

Otro de los puntos clave del Mercedes-AMG Project One es su cuidada aerodinámica. Todas y cada una de las partes del vehículo están estudiadas para aumentar el apoyo en curva y ser lo más eficaz posible en recta. Llaman la atención especialmente detalles como la aleta de tiburón, presente en los monoplazas actuales de la Fórmula 1, el alerón trasero móvil, el difusor de aire en la zaga y la toma de ventilación del techo. También podemos contaros que estamos hablando de un chasis monocasco de fibra de carbono, un material que también aparece en la carrocería y que permite anunciar un peso inferior a los 1.300 kilogramos.

Los rumores apuntan a que Mercedes-Benz solamente va a fabricar 275 unidades de este modelo, cuyo precio será de 2,25 millones de euros. Además, los requisitos de compra serán bastante restrictivos para asegurarse de que los clientes desean de verdad el coche, y no lo quieren para especular con él. Aún así, las peticiones parece que ya superan el número de unidades previstas. No nos extraña.

Dejar un comentario

Catalogado como Noticias

Deja un comentario